Situado en la emblemática Palm Jumeirah, el hotel cuenta con 361 habitaciones y suites, así como 182 apartamentos con servicio completo, inspirados en la cultura de las islas polinesias. En noviembre de 2013, Sofitel Luxury Hotels inauguró con una lujosa ceremonia el Sofitel The Palm Dubai, su hotel insignia en Dubai situado en el East Crescent de Palm Jumeirah.

“Sofitel The Palm Dubai dispone de todo lo necesario para atender tanto al creciente mercado del turismo de ocio de lujo de los EAU como a quienes viajan por negocios y buscan lugares estimulantes en los que alojarse apartándose de los hoteles convencionales del centro de las ciudades”, explicó Gregory Malcasas.

La filosofía del diseño

Partiendo del concepto de llevar el lujo a lo más básico, el Sofitel The Palm Dubai se ha construido sobre el modelo de una aldea polinesia, caracterizada por el frescor de la vegetación exuberante, el mobiliario y accesorios de inspiración polinesia y los elementos de agua en movimiento que reciben a los huéspedes en cuanto se adentran en el complejo.

El vibrante entorno caracterizado por la exuberancia y el verdor es fruto de la mente de Mahnaz Liaghat, Presidente y Consejero Delegado de Mahnaz International Design & Planning, y antiguo Director de Diseño de Mirk, quien prestó una especial atención a los motivos isleños. La estructura del vestíbulo recrea una cabaña tradicional de madera natural a base de fresno americano y las fuentes y otros elementos acuáticos ofrecen a los huéspedes serenos espacios para la relajación.

Un elemento destacado de la planta baja es el “muro viviente” que la adorna, un jardín vertical diseñado por el célebre botánico Patrick Blanc. Al entrar por primera vez al hotel, el jardín parece extenderse a lo largo de kilómetros ante los ojos de los huéspedes, permitiendo vivir la naturaleza exterior en el interior del edificio. El koru, un helecho tradicional que simboliza la encarnación de la nueva vida, es una nota destacada en el jardín vertical.

Las espirales de sus zarcillos añaden movimiento a este elemento botánico. Los pasillos y los espacios más pequeños se han diseñado de manera que evoquen la sensación de frescor de una aldea rebosante de vegetación y para ello el fresno americano ha jugado un papel fundamental. El acierto del diseño es tal que cuando se camina por el hotel se tiene en realidad la impresión de estar haciéndolo a través de un bosque bañado por el juego de la luz filtrada a través de las copas de los árboles.

“El desafío al que nos enfrentábamos consistía en conseguir que un edificio de seis plantas y transmitiera la sensación del ambiente de una aldea polinesia. También queríamos presentar una nueva manera de definir el “lujo” mediante la experiencia ofrecida por el hotel. Siguiendo la filosofía de “menos es más”, hemos diseñado el complejo incorporando materiales y elementos naturales (de primera generación) como la piedra, la madera, el agua y la naturaleza, combinándolos con notas de diseño subliminales, en otras palabras, la cuarta dimensión, que es la que influye sobre nuestra mente subconsciente haciendo que la sensación percibida y la experiencia de un espacio sean extraordinarias y completas”, comentó Mahnaz.

Motivos polinesios

Los motivos polinesios tradicionales acompañan a los huéspedes por todo el complejo. Intrincados detalles del Koru, la Salamanquesa, el Tiki, la Tortuga, la Mariposa y la Flor de Tiare, todos ellos símbolos de la paz, la libertad, la energía, la conexión con la vida y un nuevo comienzo, adornan las puertas, paredes y suelos. Los tikis, estatuas de gran tamaño con forma humana, ofrecen protección contra los espíritus malignos y adoptan varias formas dependiendo de los rasgos del espíritu contra el que están dirigidos. No es de extrañar por lo tanto que en la entrada principal del hotel figure el símbolo del tiki en las gigantescas puertas de madera. Según Mahnaz, el techo de madera de la entrada es similar al del vestíbulo, incitando a los huéspedes a seguir explorando el interior del edificio.

Un espacio puede ser una simple transición, un pasaje que conduce a un paraíso que se encuentra a tan solo unos pasos. Cumpliendo ese papel, el vestíbulo del Sofitel The Palm Dubai conduce al huésped hacia el resto del complejo, donde le espera el redescubrimiento personal. El techo está diseñado como una cabaña y el amplio uso del fresno americano que se ha hecho en él refuerza esa impresión.

Además, los dos laterales del vestíbulo están rodeados por elementos acuáticos puros y simples y muros que son jardines verticales, sumergiendo al huésped en el frondoso y vibrante ambiente de las aldeas polinesias tradicionales.

Para reforzar la experiencia, la iluminación se refleja en la madera dinámica del techo y se combina con el muro verde para imbuir a este espacio de una atmósfera genuinamente espiritual. Los materiales naturales como el agua, la piedra y la madera, junto con el contraste de los juegos de sombras y claroscuros, simbolizan el recorrido por una aldea y la vía de acceso a nuevas experiencias.

Otro de los elementos destacados del hotel es el mostrador de salida con sus troncos de madera de fresno americano esculpidos. El vestíbulo de los ascensores, combina la madera y la caña con la iluminación indirecta para despertar agradables recuerdos de paseos por la naturaleza. A lo largo de los pasillos, la suave combinación de las luces y las sombras que se reflejan en la madera y en la piedra simboliza el recorrido por una aldea y la vía de acceso a nuevas experiencias. Mediante el uso del fresno americano en el techo, el impresionante salón de baile, diseñado para representar el fondo de una canoa, es un canto a la vida y a toda su riqueza.

Vida natural

La sutilidad del diseño, los materiales naturales y la atención al detalle se combinan perfectamente en cada una de las habitaciones y apartamentos del Sofitel The Palm Dubai. Sus 361 habitaciones y suites y 182 residencias exclusivas se han diseñado para ofrecer un entorno relajado centrado en la belleza y la simplicidad de la naturaleza. Debido a ello, para el mobiliario y los accesorios se ha utilizado maderas oscuras de aspecto natural, fundamentalmente fresno americano teñido, combinadas con piedra bruta y ónice claro.

En el interior de las habitaciones imperan el aspecto exótico del fresno americano teñido, los colores intensos y vibrantes y el lujo comedido. Los cuartos de baño se han creado partiendo del concepto del aire libre, con suelos de piedra natural y accesorios de chorro de lluvia en las duchas.

Las bañeras de piedra ocupan una posición central en los espaciosos espacios habitables y el toque azul y morado de los elementos textiles completan el ambiente de lujo discreto, permitiendo al huésped relajarse en una bañera de piedra, rodeado de detalles ornamentales de ónice, desde donde domina toda la habitación y puede disfrutar de las vistas del balcón. Los vibrantes colores de las flores, el amplio uso del fresno americano y la iluminación indirecta reflejada en la madera y en la piedra crean un ambiente de paz y serenidad en las habitaciones.

“En un principio queríamos nogal africano reconstituido para ceñirnos al presupuesto original. Sin embargo, el cliente prefería una madera exótica, lo cual no casaba bien con la estética del diseño del proyecto en ese momento. Ello nos llevó a elegir el nogal americano y creamos las maquetas iniciales de las habitaciones con este material. Sin embargo, conseguir la cantidad de madera de nogal necesaria para este proyecto nos hubiera costado más de cinco años.

El fresno americano, con su acabado de grano abierto y textura gruesa uniforme, era la siguiente mejor alternativa, fácilmente disponible y ajustada al presupuesto, que podía satisfacer los requisitos de diseño del proyecto. Ahora que el hotel está acabado, me siento orgulloso de cómo el fresno se ha revelado como un material excepcional que encarna el concepto del diseño”, explica Mahnaz refiriéndose a la decisión de utilizar fresno estadounidense.

Integrado en la naturaleza

El complejo de poca altura transmite elegancia y serenidad con su arquitectura orgánica: las líneas, las curvas y los contornos suaves resultan agradables a la vista. Adentrarse en él es como pasear por una aldea, siguiendo senderos de ladrillo y contemplando cabañas de techo de paja hasta llegar a la orilla del mar. En estado virgen y jalonado de palmeras, el tramo de playa privada ofrece magníficas vistas hacia el East Crescent de la emblemática Isla de la Palmera de Dubai, extendiéndose hasta el horizonte sobre las aguas azul turquesa del Golfo Arábigo.

“El nuevo Sofitel The Palm Dubai es el ejemplo perfecto del lujo comedido combinado con el fresno americano y la máxima comodidad. Con el crecimiento de nuestra cartera a nivel internacional, nos esforzamos por satisfacer las sofisticadas necesidades de los viajeros versátiles de hoy en día que esperan y aprecian la belleza, la calidad y la excelencia. Estoy convencido de que este espectacular complejo atraerá a viajeros y grupos exigentes tanto a nivel local como internacional”, comenta Schnyder a modo de conclusión.

Acerca de Sofitel

Sofitel es la única marca francesa de hoteles de lujo con presencia en cinco continentes, con 120 emplazamientos en casi 40 países (más de 30.000 habitaciones). Sofitel ofrece hoteles y complejos modernos adaptados a los requisitos de los consumidores modernos, cada vez más exigentes y versátiles, que esperan y aprecian la belleza, la calidad y la excelencia. Situados en el corazón de una gran ciudad como París, Londres, Nueva York, Shanghái o Beijing, o enclavados en un entorno rural en Marruecos, Egipto, la Polinesia Francesa o Tailandia, todos los hoteles y complejos de Sofitel ofrecen una genuina experiencia del “art de vivre” francés.

Sofitel Legend y Sofitel So son dos etiquetas que enriquecen la oferta de hoteles de Sofitel Luxury. Los hoteles Sofitel Legend son emblemáticos y míticos; en muchos casos se trata de edificios de varios siglos de antigüedad catalogados como patrimonio artístico-histórico: Sofitel Legend Metropole Hanoi, Sofitel Legend The Grand Amsterdam y Sofitel Legend Old Cataract Aswan. Los hoteles Sofitel So son nuevos “hoteles boutique” caracterizados por la importancia que reviste en ellos el diseño contemporáneo de célebres arquitectos y/o por haber sido embellecidos por destacadas celebridades del mundo de la moda, el diseño o el arte: Sofitel So Mauritius Bel Ombre, Sofitel So Bangkok y Sofitel So Singapore.

Proyecto: Resort Sofitel The Palm Dubai

Ubicación: Dubaí, EAU

Tipo: Resort

Estudio: MIRK

Especie: Fresno Americano (American Ash)

Carpintería:  Khansaheb Joinery & Interior

Aforo del auditorio: 

Superficie del emplazamiento: 100,000 m2

Inauguración del proyecto: 2013

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.